Eficiencia energética

Eficiencia energética de la placa de inducción, en general

Hoy en día existe numerosa información de la que disponer en el momento de elegir la mejor opción cuando te preparas a equipar la cocina de tu hogar, por lo que conseguir la mejor placa de inducción del mercado no debe resultar muy complicado. Por norma general, los fabricantes ponen a tu disposición en sus páginas web oficiales todas las características y especificaciones necesarias para ayudarte a elegir el modelo de placa de inducción más que mejor se adapte a tus necesidades.

Una característica muy importante en el momento de comprar tu placa de inducción barata es el tipo de eficiencia energética de la que dispone. A la hora de hablar del concepto de eficiencia se debe tener presente dos conceptos esenciales, la rapidez y la eficacia. Con la elección del sistema de cocción por inducción optas por el camino de un menor consumo en la cocina de tu hogar.

Aunque es cierto que para conseguir placas de inducción baratas debes de hacer una inversión más elevada que si te decidieras por una convencional, a la larga este gasto, te resultará hasta económico, ya que durante la vida útil del electrodoméstico conseguirás un ahorro cómo mínimo, equivalente al valor del aparato en sí.

Cuando te preguntas cuánto consume una placa de inducción, la respuesta es muy sencilla: muy poco. En cualquier caso, cabe resaltar que el consumo de la placa de inducción es hasta un 45% menor que el consumo energético producido por otro tipo de placas convencionales gracias a una serie de características que los fabricantes han desarrollado en sus correspondientes centros de producción. Estas características no son otras que la rapidez y la facilidad de limpieza.

– Rapidez. La placa de inducción es más rápida, ultra rápida, según los profesionales del sector. Los tiempos de cocción se hacen más cortos de una manera considerable gracias al novedoso sistema de inducción con las que las placas funcionan. El calentamiento del vidrio se hace casi instantáneo, pero siguiendo con la constante evolución de esta clase de electrodomésticos, los fabricantes han añadido opciones capaces de aumentar un 50% la potencia de los focos de calor durante un tiempo predeterminado.

– Facilidad de limpieza. Los alimentos no se queman sobre la placa y se puede limpiar mientras se usa, ya que los focos de calor no producen calor residual.

 

También puede interesarte

No hay comentarios

Deja un comentario

*